Skip to main content
Parque Nacional Rio Abiseo

Parque Nacional Río Abiseo (Perú)

El Parque Nacional Río Abiseo (PNRA) está ubicado en la ladera amazónica de la cordillera Oriental de los Andes, al oeste de la localidad de Huicungo, en el departamento de San Martín. Consta de una extensión de 274,520 hectáreas. Su principal objetivo es proteger una muestra representativa de los bosques nublados de la ceja de selva y selva alta, que incluye diversas zonas de endemismo.

Su presencia busca además preservar las especies de flora y fauna y asociaciones en su estado natural, particularmente aquellas que se encuentran en situación vulnerable o en vías de extinción. Así también, el PNRA busca mantener el equilibrio ecológico de los bosques nublados, con la finalidad de asegurar la estabilidad hidrológica de las cuencas de los ríos Abiseo, Túmac y Montecristo.

Este lugar es una excelente plataforma para apoyar y fomentar la investigación de nuestros recursos naturales y culturales. En su interior se conservan recursos culturales y bellezas paisajísticas, donde sobresale el complejo arqueológico del Gran Pajatén y Los Pinchudos.

 

Ubicación

En la provincia de Mariscal Cáceres, en el departamento de San Martín.

 

Como llegar

 

Vías de acceso

  • Se puede acceder a la zona por el lado oriental, desde Lima por vía aérea hasta Tarapoto (1 hora), luego por vía terrestre en auto o camioneta, por la carretera Tarapoto – Juanjuí (3 – 4 horas). De aquí por vía fluvial en bote, desde Juanjuí a Huicungo (1 – 2 horas) y de Huicungo al Puesto de control El Churo (2 horas).

 

  • También se puede acceder de Lima a Juanjuí en avión (1,5 horas).Por el lado occidental, desde Lima por vía aérea hasta Trujillo (45 minutos) o por vía terrestre (7 horas), luego de Trujillo a Chagual por vía aérea (30 minutos) o por vía terrestre (24 horas). De aquí por vía terrestre desde Chagual a Piás (2 horas en carro); de Piás al Puesto de control Chigualén (6 horas en mula) o de Piás al Puesto de Control Ventanas (3 horas en carro y 8 horas en mula).

 

  • También se puede ingresar por el distrito de Pataz, desde Chagual hasta Pataz por vía terrestre en carro (1,5 horas) y de aquí al puesto de control de Chigualén (3 horas en mula).

 

 

Sitios de interés

 

  • Entre los atractivos naturales destacan la quebrada Oros, las cataratas El Oso, Velo de Novia, Shihui y Las Gemelas; los ríos Abiseo, Montecristo y Túmac; y las lagunas La Empedrada, La Escondida, La Colorada, Negra, Honda y Chúcara. También se puede visitar los bosques montanos, de nubes, enano, manchales de bosque andino y el tornillal; los paisajes y formaciones rocosas: Pampa de Venados, macizo montañoso, valles en forma de “U”, el farallón de los Pinchudos y la Cueva de los Muertos. En estos recorridos se puede contemplar la fauna y flora local.

 

  • La lista de atractivos culturales incluye los asentamientos prehispánicos de Gran Pajatén, La Playa, El Encanto, Las Papayas y Cerro Central. Así también se incluye a otros sitios arqueológicos como Los Pinchudos, Los Paredones, Pampa de Cuyes, Puerta del Monte, El Mirador, Apisuncho, Achiras, Alpamachay y Ochanache.

 

  • Finalmente, en todos estos lugares se aprecian terrazas agrícolas, canales de irrigación, caminos prehispánicos y lugares de ofrendas, afloramientos de material lítico utilizado en la prehistoria y arte rupestre.

 

Sitios arqueológicos

  • En cuanto a patrimonio arqueológico, El Gran Pajatén es un conjunto monumental impresionante por su especial arquitectura. Esta ciudadela fue construida por los Chachapoyas antes de ser sometidos por los Incas. Destaca también el complejo funerario Los Pinchudos, construido en la estrecha cornisa de un gran farallón. Sus ídolos de madera, que representan a seres desnudos, fueron encontrados intactos y emplazados en su lugar original.

 

  • Otros restos encontrados incluye al Cerro Central, con alrededor de 200 edificios; al complejo de Las Papayas, con cerca de 100 estructuras, algunas de piedra labrada; el sitio arqueológico de Marcial (Pajatén II), también con más de 100 edificios; y muchos otros como La Playa, Apisunchu, Alpamachay y Manachaqui.

 

  • La presencia de numerosos y excepcionales restos arqueológicos dentro de una vasta área boscosa es única en el continente. Esto originó que la UNESCO declarara, en 1992, al PNRA como Patrimonio Natural y Cultural de la Humanidad, categoría mixta que en el país solo comparte el Santuario Histórico de Machu Picchu.

 

 

Fuente: Servicio Nacional de Áreas Protegidas (SERNAP)

banner_peru

Comentarios

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *